Operación Racumin Forte

Silvio Aquino* / Barcelona

Los partidos políticos ya no nos representan. Cada día somos más los que les damos la espalda por completo. Y es que se han pasado, han llegado a niveles en los que el cinismo es atroz, actuando sin medir las consecuencias, burlándose por completo de todas las personas que les han puesto allí, mostrando total y absoluta indiferencia ante los verdaderos y profundos problemas del país. Estoy seguro que ya no nos representan y que la mayoría de los salvadoreños sentimos un profundo repudio por ellos. Paradójicamente ese desinterés nos ha llevado a entregarles por completo el país. Es decir, han salido ganando.

Dejarles las cosas en sus manos es sin lugar a dudas lo peor que pudimos haber hecho. Debemos de volver la verdadera participación política pero lejos de ellos, por encima de ellos. De no hacerlo el país no tiene salvación. Tan simple como eso, de quedarnos eternamente en la queja sin acción vamos a seguir cayendo día con día, de eso podemos estar totalmente seguros. Los partidos arrebataron a las personas honestas el derecho de la verdadera participación política, lograron que nos desinteresáramos y así han hecho su agosto. Ese ha sido nuestro grave error, no entender que la democracia es responsabilizarse de estas cosas por complicado que parezca.

Durante todos estos años los partidos básicamente se han blindado, tienen en sus cúpulas a los peores y son ellos quienes deciden quien entra y quien no. Muy rara vez se les cuela una alguien honesto a quien le hacen la vida de cuadritos en cuanto pueden. Pero pensemos un poco ¿quién dijo que solo ARENA y el FMLN tienen derecho a hacer política y que para participar debes ceñirte a sus corruptos intereses particulares? si eso fuera así, el país no tendría más que un rotundo y total fracaso inminente. Pero gracias al cielo, no lo es.

Francamente no dudo que podamos encontrar en todo el país a un gran número de personas honestas y capaces que puedan con mucho gusto enfrentarse a este sistema podrido, el problema es que si para eso deben entrar a los partidos, no lo harán porque saben muy bien que las cúpulas se los comerán vivos más temprano que tarde. La opción que nos queda es: diputaciones independientes.

Sé que a usted puede en una persona que si bien no es perfecta, sin lugar a dudas haría un mejor trabajo que los políticos actuales, lo cual no es para nada complicado porque nuestros políticos no son muy estudiados ni inteligentes, eso ha sido claramente demostrado en un sinfín de ocasiones pero allí están todos, año tras año cobrando de nuestros impuestos metidos en la Asamblea Legislativa y hundiendo cada vez más al país.

No importa quien se siente en el Ejecutivo, eso es lo de menos, nos han engañado, lo realmente importante es la Asamblea Legislativa que es donde algunos han pasado toda su vida, así como lo escucha. Nos han engañado de una manera muy tonta y hemos caído por ignorancia una y otra vez. Otros países ya han entendido el juego y van avanzando. Es importante analizar los casos de países como Chile o España.

¿Usted es de los tantos que ahora mismo desearía poder ir a sacar a toda esa gente de la política? bueno, aquí va la clave, esto es lo que tenemos que hacer en una primera etapa:

  1. Identificar al caballo ganador. Es justo como una apuesta, de esta forma empezamos a jugar y por lo tanto tenemos cincuenta y cincuenta de posibilidades; si seguimos igual ya sabemos que tenemos el cien por ciento perdido. Haciéndolo así, ganamos un cincuenta por ciento de un solo tajo. Muy buen negocio.
  2. Apoyo y difusión de información relacionada a proyectos, organizaciones, trabajo social o de especialistas que puedan cambiar las cosas. Debemos crear las condiciones para que personas que realmente quieran hacer algo por el país logren entrar al juego. Entre menos interesadas estén por la forma en la que hacen política los partidos actuales mucho que mejor porque eso denotará un alto grado de honestidad y de desagrado a la corrupción.

Realmente sencillo, ¿verdad? Pues sí, siempre fue sencillo, nunca lo supimos y la ignorancia nos pasó factura, es hora de reaccionar. Ahora mismo si uno de estos políticos corruptos me lee sabe que tengo razón y que esto les quitaría el poder de inmediato, aunque claro, en su mente dirá: no lo van a hacer nunca, los salvadoreños son ignorantes y no saben organizarse, hablan pero no actúan así que podemos seguir tranquilos a nuestras anchas. Aprovechemos que son atenidos y démosles una sorpresa bien grande.

No hay tiempo que perder porque tenemos décadas de atraso, debemos identificar y difundir por medio de las redes sociales perfiles de personas y organizaciones que nos parezca podrían hacer un muchísimo mejor trabajo por el país que nuestros políticos actuales. Sé que suena complicado porque jamás lo hemos hecho, pero seguir igual sería una locura. Es hora de empezar a arriesgarnos sabiendo que no tenemos gran cosa que perder.

Nos daremos cuenta de que cuando esto realmente esté funcionando porque intentarán detenernos por medio de ataques pero no tienen tanta fuerza como nos hacen creer, realmente ya la gran mayoría les ha dejado solos. Nunca falta algún atrapado en el discurso pero son realmente minoría. Vean cuando intentan hacer concentraciones públicas, casi nadie llega y les toca andar jalando gente que ni sabe en lo que anda.

Propongo que se estudie a fondo esta posibilidad, me temo que nuestro lado más flaco es la ignorancia imperante en la mayoría de nuestra población y nuestra falta de cultura organizativa. Tenemos tiempo incluso para ajustar esos detalles. Las redes sociales son realmente un muy buen instrumento para transmitir ideas y poco a poco ir creando consciencia.

Esta es la única forma de que por una vez en la historia de nuestro país tengamos votaciones inteligentes. Posesionemos cuanto antes a candidatos independientes que puedan llegar a hacer un mejor trabajo a la Asamblea Legislativa. Sé que suena descabellado, utópico, casi imposible; por eso sé que puede funcionar. De lo contrario el muertómetro no parará.

Dejemos de pedirles a los partidos algo que nunca nos darán y actuemos nosotros, ellos nunca van a acatar nuestras exigencias de cambio simplemente porque no les interesa ni les conviene, tenemos que abrir los ojos y entender que es mejor invertir nuestras energías en sacarlos de allí lo antes posible a seguir rogando algo que nunca pasará.

Este es solo el inicio de la propuesta, la idea es que luego si toma fuerzas se incluyan más personas sin ningún otro tipo de interés que el verdadero despertar político de El Salvador, incluso propongo que diseñadores y publicistas ayuden a crear la campaña: mi voto ni nulo ni ausente, mejor inteligente y por los independientes. Seguramente entre todos salgan mejores ideas. Si empezamos a poner estados, a subir imágenes, a generar la discusión en las redes, les aseguro que empezarán a temernos porque ellos mejor que nadie saben que este es su lado débil.

Es hora de pasar de la queja a la acción, ya basta, ya fue demasiado. Yo también quisiera por fin ver salir a esos corruptos por la puerta trasera, con solo hacer algo tan simple como esto podríamos quitarles todo el poder que tienen sobre nosotros. Eso sí, si seguimos con nuestra indiferencia y apatía y no somos capaces de siquiera hacer algo tan simple por nosotros mismos, entonces ellos seguirán allí y tendremos bien ganado lo que venga. Empecemos a compartir y a discutir propuestas cuanto antes.

*Director de la Asociación Somos, colaborador de Diacrónico.

1 Response

  1. Mario Palma dice:

    Una gran propuesta Silvio yo me uno

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>